27.01.2020

Qué coches pueden aparcar en Madrid y Barcelona y cuáles no con las nuevas restricciones de tráfico

Autocasión MID Car vehículos segunda mano Madrid, Torrejón de Ardoz, Qué coches pueden aparcar en Madrid y Barcelona y cuáles no con las nuevas restricciones de tráfico

La capital del país y la catalana estrenan normativas este año que afectan a miles de vehículos, sobre todo a los que no cuentan con distintivo ambiental.

Madrid y Barcelona, las dos principales ciudades de España, estrenan en este 2020 nuevas restricciones al tráfico.  En la capital del país las medidas entraron en vigor el primer día del año, pero en la capital catalana lo han hecho hoy. Las nuevas normativas, que pretenden reducir la contaminación en ambas urbes —en consonancia con las principales capitales europeas y las peticiones de Bruselas—, afectan a miles de vehículos, sobre todo a los que no tienen distintivo ambiental. Estas son las principales medidas en Madrid y Barcelona:

Los coches sin pegatina no pueden entrar en Madrid Central

Madrid estrenó en noviembre de 2018 Madrid Central, un área de tráfico restringido en pleno centro. Las limitaciones para que los automóviles entren en ella son mayores desde el primer día del año, ya que los vehículos sin etiqueta ambiental (los más antiguos) no pueden circular ni aparcar en esta zona. Hasta el 31 de diciembre del año pasado, sin embargo, un automóvil con este tipo de catalogación sí podía pasar o estacionar en Madrid Central si un residente le daba una invitación para ello. Los coches que no tienen etiqueta son los de gasolina matriculados antes del 2000 y los diésel anteriores a 2006. Hay algunas excepciones para esta restricción. Por ejemplo, para los empadronados en el distrito Centro, que pueden seguir aparcando en esta área su coche aunque no tenga distintivo ambiental, para los automóviles que trasladen a personas con movilidad reducida que dispongan de una tarjeta de estacionamiento, para las grúas de remolque o para los vehículos que lleven y recojan a alumnos de escuelas, colegios e institutos ubicados en Madrid Central.

Tampoco pueden aparcar en la zona SER de Madrid

La otra novedad importante en la capital del país afecta a la zona del Servicio de Estacionamiento Regulado (SER), que funciona en la almendra central de la ciudad, es decir, en el interior de la M-30. Los vehículos sin etiqueta podrán circular, pero no aparcar en ninguna zona, ni azul ni verde (esta última es más cara, ya que está pensada para que la usen los residentes). Sí podrán usar los aparcamientos de la zona o estacionar en la calle fuera del horario del SER, esto es, de 21.00 a 9.00 entre semana, el sábado a partir de las 15.00 y los domingos a cualquier hora.

Barcelona se blinda contra los coches más contaminantes

La capital catalana ha estrenado el 2 de enero —el día 1 fue festivo— la Zona de Bajas Emisiones (ZBE), un área de 95 kilómetros —20 veces el tamaño de Madrid Central, aunque es menos restrictiva— por la que no pueden circular los coches más contaminantes, los que no tienen etiqueta ambiental de la DGT. Las autoridades estiman que el veto afecta a 85.000 coches y 30.000 motos. Además, la ZBE no solo afecta al término municipal barcelonés, sino que se extiende a L’Hospitalet de Llobregat, Sant Adrià del Besòs y áreas de Esplugues y Cornellà de Llobregat, en el extrarradio de la capital catalana. El veto al coche contaminante, que persigue mejorar la calidad del aire, se aplica solo los días laborables de 7.00 a 20.00 y durante el 2020 solo afecta a coches y motos. Hasta abril no habrá multas, solo avisos. En 2021 se incorporarán a la prohibición de circular sin etiqueta ambiental las furgonetas, camiones y autobuses, es decir, hay una moratoria de un año para este tipo de vehículos.

¿Qué coches están exentos de la restricción en la capital catalana?

Los coches sin etiqueta, a pesar de que no pueden circular con regularidad por la ZBE, sí pueden hacerlo 10 veces al año registrándose en la web zbe.barcelona. El permiso cuesta dos euros. Además, están exentos de la restricción los vehículos de emergencias (cuerpos de seguridad, bomberos, ambulancias), los funerarios o médicos, los de personas con movilidad reducida, los que transportan caudales, las unidades móviles de televisiones y radios, los vehículos con cámaras refrigeradas alimentarias, con laboratorio, antiguas camionetas que sirven comida (foodtrucks), de feriantes, las grúas, hormigoneras y vehículos que son bibliotecas. También están exentos turismos de pacientes que siguen tratamientos médicos o que no pueden utilizar el transporte público (afectados por sensibilidad química múltiple). Eso sí, tienen que registrarse para circular.

¿De cuánto son las multas en Madrid y Barcelona?

Los Ayuntamientos de Madrid y Barcelona castigarán con hasta 500 euros —en los casos más graves— a los conductores que incumplan las nuevas restricciones de tráfico. La capital catalana, que comenzará a multar en abril, impondrá sanciones de 100 euros a los vehículos ligeros sin etiqueta y de 200 cuando entren durante un episodio de contaminación o para vehículos pesados. La sanción llegará a los 500 euros para vehículos pesados en episodio de contaminación. Si a un infractor se le detecta de nuevo pasados 90 minutos, se le volverá a multar. En la capital española, en cambio, la multa por aparcar en una zona SER sin distintivo ambiental será de 90 euros, 45 con pronto pago.